Según la Encuesta Nacional sobre Calidad de Vida de Adultos Mayores del INDEC llevada a cabo en Argentina en el año 2012, un 8% de los adultos mayores entrevistados fue diagnosticado con depresión, la mitad de los cuales ha recibido durante el último año algún tratamiento psiquiátrico o psicológico. Dentro de este grupo, las mujeres duplican su presencia relativa con relación a los varones (10% de las mujeres y 5,5% de los varones). Esta tendencia se reafirma en el grupo de 60 a 74 años (11% entre las mujeres y 5% entre los varones). En las edades más avanzadas (75 años y más), no pareciera existir diferencia, alcanzando a un 8% tanto entre las mujeres como entre los varones.

Los datos del INDEC reflejan una  realidad que se observa día a día en el consultorio. Es cada vez más frecuente recibir adultos mayores deprimidos. A diario se presentan personas mayores que refieren sentirse excesivamente tristes, con problemas para dormir, angustiados y con pérdida en la capacidad de disfrutar de cosas que anteriormente disfrutaban. Algunos señalan a la jubilación como la causa de la depresión. El cambio en su rutina diaria los afectó negativamente desorganizándoles la vida. Algunos afirman que al no trabajar se sienten inútiles y desganados. También, se escucha en las entrevistas que se sienten solos y con pocas o casi ninguna actividad que realizar.

¿Qué es la depresión?

La depresión es un trastorno del estado de ánimo muy común, pero grave, que afecta tanto a hombres como a mujeres, siendo estas últimas las que más lo padecen. Dicho trastorno genera un estado de desesperanza y tristeza profunda. Sabemos que la tristeza es una emoción como cualquier otra y como tal, forma parte de la vida. Sin embargo cuando se habla de depresión clínica no se hace referencia simplemente a una emoción. La depresión se presenta como un estado de inhibición psicosocial donde la vida del individuo se ve afectada de manera profunda, repercutiendo en su funcionamiento general y pudiendo llegar, en los estados más graves, al suicidio.

Una propuesta para combatir la depresión: Terapia Cognitivo Conductual 

Para tratar la depresión leve o moderada la psicoterapia puede ser la mejor opción. Sin embargo para depresiones graves hay estudios que indican que una combinación de medicamentos y psicoterapia pueden ser la mejor opción

“Un estudio sobre el tratamiento de la depresión en ancianos descubrió que los pacientes que respondieron al primer tratamiento de medicamentos y terapia interpersonal tenían menos probabilidades de volver a sufrir de depresión si continuaban con su tratamiento combinado durante al menos dos años”

La terapia cognitiva postula que la forma en que las personas piensan sobre situaciones de sus vidas influye en cómo se sienten y en lo que hacen. Cuando las personas están deprimidas, manifiestan modos problemáticos de pensamiento que aumentan su depresión. La Terapia Cognitivo Conductual (TCC) se centra en ayudar a las personas para que identifiquen dichos pensamientos y opiniones depresivos, para que valoren cómo esos pensamientos influyen en ellas y para que realicen cambios en dichos patrones de pensamiento.

El enfoque de la TCC concede una especial importancia a las estrategias cognitivas. Aunque el tratamiento de individuos con casos más graves de depresión pone énfasis en las estrategias conductuales, en la TCC el objetivo es adoptar estrategias de cambio cognitivo. Beck y sus colegas describieron la utilización de estrategias conductuales en el primer manual de tratamiento para la Terapia Cognitiva, explicando lo siguiente: «El objetivo principal de estas técnicas de terapia cognitiva es producir un cambio en las actitudes negativas» (Beck, Rush, Shaw y Emery, 1979, pág. 118)

 

Referencias:

  • Beck, A.T.,Rush, A.J.,Shaw,B.E. y Emey,G. (1979) Cognitive Therapy of Depression. New York. Guilford Press
    March J, Silva S, Petrycki S, Curry J, Wells K, Fairbank J, Burns B, Domino M, McNulty S, Vitiello B, Severe J.
  • Treatment for Adolescents with Depression Study (TADS) team. Fluoxetine, cognitive-behavioral therapy, and their combination for adolescents with depression: Treatment for Adolescents with Depression Study (TADS) randomized controlled trial. Journal of the American Medical Association, 2004; 292(7): 807-820
  • Reynolds CF III, Dew MA, Pollock BG, Mulsant BH, Frank E, Miller MD, Houck PR, Mazumdar S, Butters MA, Stack JA, Schlernitzauer MA, Whyte EM, Gildengers A, Karp J, Lenze E, Szanto K, Bensasi S, Kupfer DJ. Maintenance treatment of major depression in old age. New England Journal of Medicine, 2006 Mar 16; 354(11): 1130-1138